El circo de las maravillas: Presenta: el famoso Juan

Descargar libre. Reserve el archivo PDF fácilmente para todos y todos los dispositivos. Puede descargar y leer en línea el archivo PDF El circo de las maravillas: Presenta: el famoso Juan PDF Book solo si está registrado aquí. Y también puede descargar o leer en línea todos los archivos PDF de libros relacionados con el libro El circo de las maravillas: Presenta: el famoso Juan. Feliz lectura El circo de las maravillas: Presenta: el famoso Juan Bookeveryone. Descargue el archivo Libro gratuito PDF El circo de las maravillas: Presenta: el famoso Juan en la Biblioteca completa de PDF. Este libro tiene algunos formatos digitales como el libro de papel, ebook, kindle, epub, fb2 y otros formatos. Aquí está la biblioteca de libros CompletePDF. Es gratis registrarse aquí para obtener el archivo del libro PDF El circo de las maravillas: Presenta: el famoso Juan Pocket Guide.

Contents

  1. ADVERTISEMENT
  2. Reseña: El circo de las Maravillas "El famoso Juan".
  3. Ir a la vista de búsquedas
  4. El circo de la Mariposa: Un corto inspirador

  • Ir a la vista de búsquedas.
  • JUAN CARLOS GONZALEZ CABRERA: LAS 7 MARAVILLAS DEL MUNDO;
  • El Judío Internacional: el primer problema del mundo (vol. 2).
  • « Fotos de Familia!

Sin embargo escapa del carnaval y se las arregla para esconderse en uno de los camiones del circo de la mariposa. La gente del circo decide darle la bienvenida pero Méndez le dice a Will que debe encontrar su propio camino para llegar a ser parte del acto. Empieza a conocer a sus nuevos amigos y aprende que muchos de ellos tienen una historia triste: Mendez les ha dado una segunda oportunidad en la vida. Un día, accidentalmente se da cuenta de que puede nadar, por lo que decide realizar un acto difícil en el Circo: debe subir a un poste alto, desde la parte superior de la que luego se sumerge en un pequeño tanque lleno de agua.

Etiquetas: El Circo de las Mariposas. Te puede interesar.

ADVERTISEMENT

Demostró Pep encontrarse en buena forma, tras estar cuatro años retirado de los escenarios cuidando a su esposa Sara, que falleció recientemente. Su retorno a los escenarios promete sorpresas y nuevas creaciones de este iconoclasta artista del papel, de la palabra y de los títeres. Mina, como siempre, insuperable. La misma orquesta otaliana del principio salió de nuevo para tocar un tema compuesto por Jordi Bertran dedicado a Pepe Otal.

La canción gustó mucho, en el estilo propio de Bertran, con una letra muy lograda y ocurrente que repasaba ciertos trazos de la vida del de Albacete. En la segunda parte, una sensual Laura Cortés cantó la canción del Pepino dedicada a Pepe, con el objetivo de invocar al difunto, tras tentarlo con procaces y atrevidas posturas que hubieran hecho las delicias del finado. Desconocemos si hubo contactos ocultos. Adolfo Ayuso vino especialmente de Zaragoza pues no quería perderse este homenaje a Pepe y subió al escenario para decir una sentidas palabras de recuerdo a Otal y especialmente de encomio a los actuales responsables del Taller, a los que elogió por el trabajo de mantener vivo y bien dirigido hacia el futuro este singular espacio del Raval barcelonés.

Dedicó el poema a Pepe, a Mariona y a Rafael Metlikovez, su compañero polipoético, cuyo fallecimiento ha roto este insustituible espacio a dos que eran los Accidents. Tiempo al tiempo…. Hubo un momento para improvisaciones, una costumbre de los cabarets de la época otaliana , en el que cualquiera podía salir para hacer o decir lo que quisiera. También actuó Filipo, la marioneta payaso de Otal, uno de sus primeros muñecos, bien servida por Paula López, gran marionetista del Taller, y acompañada por la banda musical otaliana. La fiesta culminó con un pica-pica de excepción, fruto de las distintas influencias gastronómicas propias de un lugar tan cosmopolita como es el Taller.

Igualmente, una orquesta improvisada dirigida por Mina Trapp y María, de las Feas, acompañadas de dos trompetas y un trombón de varas, amenizó las horas tardías con ritmos jazzísticos e improvisaciones varias. Nos hemos reunido hoy aquí, para recordar a Pepe en el décimo aniversario de su muerte. Nos hemos reunido hoy en su taller, en nuestro taller, para recordarlo de la mejor forma posible y como a él le hubiera gustado: con una fiesta.

Últimos publicados

Una fiesta en la que hay amigos, títeres y, cómo no, cerveza. Puede parecer una frivolidad, pero echo de menos sus tortillas de patatas y su tarta de castañas de cada 1 de noviembre.

Reseña: El circo de las Maravillas "El famoso Juan".

Para qué ensayar, si ensayar es…. Ha escrito para títeres, ópera, ensayo y novela. Presidente de la Asociación Interseccions, es responsable del festival IF Barcelona así como de los tres portales de Titeresante. Pero no fue hasta el estreno de su Don Juan, ya con su propia compañía Pelmànec, cuando pudo aunar sus grandes dotes de actor con las del titiritero, en una confluencia interpretativa de muy alto nivel, logrando dar vida a dos personajes a la vez, los representados por el actor y por la marioneta.

Una ambición de partida siempre de agradecer en el mundo de los títeres y que ponía la apuesta muy alta, para salir de ella no sólo airoso sino con un acopio de críticas entusiastas. Saltar al contenido 23 enero, 14 noviembre, casatallerdemarionetasdepepeotal. Discurso de Pedro Nares. Mariona Masgrau y Pepe Otal, de bolos.

Foto de Marta Serrahima. Lope de Alberdi. También estaba el Gran Mago Rostor, que había aprendido sus trucos en su juventud, cuando se refugió de la vida en unas montañas que hay al este de China, en un sitio especial donde viven personas que dedican su vida a estudiar los fenómenos misteriosos del Universo.

Después lo hacía reaparecer en cuestión de segundos en medio de la pista. El domador de leones y otras fieras era tan, pero tan feo, que cualquier león o tigre, tan solo de mirarlo, escondía su cola entre las piernas. Los equilibristas, el comedor de fuego, el faquir, la lanzadora de cuchillos, las amazonas que montaban potros saltando a un lado y otro mientras corrían Entre todos ellos había uno, el cual era muy especial para nosotros, pues es el personaje principal de esta historia.

Ir a la vista de búsquedas

Cuando trabajaba, era el payaso llorón, ese que siempre gimotea por todo. Pero no le costaba mucho hacer ese papel, pues siempre estaba apenado. Cuando trabajaba y cuando no lo hacía. Su corazón hacía tanto tiempo que no conocía la alegría, que ya ni se acordaba de si había reído alguna vez y en realidad, ya ni le importaba. Su cara estaba tan seria, que cuando comía, las mandíbulas le dolían de tan tiesas que estaban. Por eso se hizo payaso, porque pensó que por lo menos, ya que no podía ser feliz, si podía disfrazarse, pintarse una sonrisa en su cara, y así se podría acercar a las personas.

Y Juan Feliz, en esto era igual que todos, pero cuando se acercaba a alguien, al estar tan serio y triste, con aquella mirada acuosa y caída, la verdad es que el rechazo es lo que solía encontrar. Pero todo cambió en su vida cuando entró a trabajar en el circo. Entonces sí que se podía acercar a la gente. Las personas se reían de su tristeza, porque pensaban que era de broma y le decían cosas. Así no se sentía tan solo.

Hasta sus compañeros, pues ellos siempre le veían disfrazado y no sabían la cara que tenía en realidad.

El circo de la Mariposa: Un corto inspirador

El siempre llegaba ya maquillado a la función. Pero un día, un gran desastre aconteció en la vida de Juan. Después de la sesión de la tarde, se le acerco nuestra amiga, la encantadora de serpientes, que por cierto era muy atractiva y se llamaba Sara, que quiere decir princesa. Quiero decirte algo. Juan siempre salía corriendo después de la función, para que sus compañeros no le vieran sin su disfraz.

Has estado muy bien en la función de hoy. Nunca me haría daño. Bueno, te quería decir que hoy es mi cumpleaños y para celebrarlo vamos ha hacer una fiesta en el hotel, esta noche. En ese momento a Juan se la cayó el mundo a sus pies. Tengo que hacer muchas cosas y no podré venir.

Pero te deseo muchas felicidades en tu cumpleaños. Entonces, Sara, que en realidad estaba muy intrigada por este extraño payaso, sintió como si una aguja fina se le clavaba en el corazón.

A Sara le desapareció en el instante la molestia del pecho y una brisa de aire fresco le iluminó la cara. Se puntual, es a las diez. Y se alejo tarareando una canción feliz. No le costaba nada pasar del llanto a la alegría, pero eso Juan no lo sabía. Estuvo muy nervioso y preocupado toda la tarde.

Circo Funeral - Yanvalú :: Video Delivery

Por fin llegó la hora, y cogiendo aire en un arranque de decisión, salió en dirección a la fiesta.